Physical Address

304 North Cardinal St.
Dorchester Center, MA 02124

¿Cómo regar las flores de pascua?

Las flores de Pascua necesitan que la pulgada superior de la tierra se seque entre períodos de riego. Remoje bien las poinsettias en agua para que el agua salga por los orificios de drenaje de las macetas. Por lo general, regar las flores de Pascua con una cantidad generosa una vez a la semana satisface las necesidades de humedad de la planta sin causar pudrición de la raíz.

es importante saber ¿Con qué frecuencia y cuánto? para regar las flores de pascua, porque son sensibles a demasiada y muy poca agua.

Sigue leyendo para aprender cómo determinar la frecuencia de riego óptima para su clima y las condiciones de su hogar…

¿Con qué frecuencia regar las flores de Pascua?

La nochebuena son arbustos nativos de México y Centroamérica donde crecen en zonas tropicales con algo de humedad, temperaturas cálidas y lluvias ocasionales.

Las flores de Pascua se adaptan bien a las condiciones de su hábitat nativo, que se adaptan bastante bien al cultivo como plantas de interior, pero son sensibles tanto al agua por encima como por debajo, y prefieren que la tierra se seque un poco entre riegos en lugar de humedad constante o suelo húmedo.

Para cultivar flores de pascua en el hogar, es importante crear las condiciones de riego y el ciclo de humedad del suelo como su entorno natural.

Las flores de pascua necesitan un remojo generoso seguido de la pulgada superior del suelo para secarse ligeramente entre riegos. Por lo general, esto significa regar la flor de Pascua una vez por semana para mantenerla sana y evitar que se pudran las raíces.

Es importante saber que hay varios factores sobre la frecuencia con la que se debe regar la flor de Pascua, ya que la velocidad a la que se seca el suelo puede variar en diferentes climas y condiciones del hogar, como…

  • La humedad natural del clima. (la humedad reduce la pérdida de agua de las hojas y retarda la evaporación del suelo, lo que reduce la necesidad de regar la nochebuena).
  • El tamaño de tu tarro (las macetas más pequeñas se secan mucho más rápido).
  • Ya sea que la estrella de Navidad esté en el flujo de aire acondicionado o aire forzado o corriente de aire (Las corrientes de aire pueden eliminar la humedad de las hojas y aumentar la demanda de agua de las flores de Pascua).
  • La capacidad del suelo para retener la humedad..
  Guía de cuidado y propagación de Echeveria Nodulosa

Desagradable determinar la frecuencia con la que regar la flor de pascua en tu casa palpas el suelo para ver si detectas humedad.

Si el suelo está húmedo, retrase el riego durante un día más o menos, pero si el suelo se siente ligeramente seco a una profundidad de una pulgada, ahora es el momento perfecto para regar.

Este ciclo de riego es el equilibrio de humedad óptimo para las flores de Pascua para una planta saludable y para evitar los efectos de muy poca o demasiada agua.

Esto también imita el ciclo del agua de su entorno nativo.

Tenga en cuenta que usar una botella rociadora para rociar las hojas de su planta una vez a la semana ayudará a imitar las condiciones más húmedas del rango nativo de poinsettia.

Las flores de pascua necesitan agua constante durante todo el año, pero ten en cuenta que la demanda de agua puede fluctuar si, por ejemplo, en invierno, la calefacción se enciende con más frecuencia, ya que esto puede secar la maceta rápidamente.

Ajuste la frecuencia de riego a lo largo del año según sea necesario, pero siempre permita que la pulgada superior del suelo se seque entre riegos para evitar la pudrición de la raíz y mantener una planta saludable.

¿Cómo sabes si tu poinsettia está regando demasiado o muy poco?

Si su poinsettia está por encima o por debajo del agua, las hojas se vuelven amarillas y comienzan a caerse, por lo tanto, puede ser bastante difícil distinguir entre una planta con exceso de agua o sumergida solo por su apariencia.

Sin embargo, las flores de Pascua que sufren estrés por sequía tienen algo más marchito, marchito u hojas rizadas que pueden caerse con la sequía en comparación con las plantas que se riegan en exceso.

La forma más fácil de determinar definitivamente la causa del amarillamiento de las hojas es sentir el suelo. Una vez que la tierra se haya secado por completo, remoja bien la flor de Pascua.

Lo ideal es colocar la maceta en un recipiente con agua durante unos 10 minutos para permitir que el agua se infiltre bien en la tierra, permitiendo que las raíces absorban el agua que tanto necesitan.

  La parte superior de la palma de la cola de caballo se ha roto: cómo solucionarlo (explicación)

Si su poinsettia parece tener demasiada agua y el suelo está demasiado húmedo, reduzca el agua para que se seque la pulgada superior.

Las flores de Pascua que han sido regadas en exceso son más difíciles de revivir que las plantas que han sido sumergidas, debido al mayor riesgo de pudrición de la raíz, lo que puede causar la muerte de una flor de Pascua.

(Lea mi artículo Cómo revivir una planta de nochebuena moribunda).

¿Cuánto se debe regar las flores de Pascua?

Saber cuánta agua usar al regar las flores de Pascua es esencial para su cuidado.

La variabilidad del clima y las condiciones del hogar pueden afectar la frecuencia con la que se debe regar la flor de pascua, pero el Cantidad de agua debe permanecer igual independientemente de las circunstancias.

Riegue generosamente las flores de Pascua para que el exceso de agua gotee desde el fondo de la olla.

Esto asegura que el agua se haya infiltrado lo suficiente en el suelo para que las raíces de la nochebuena puedan absorber el agua necesaria.

Un muy buen remojo también anima a las raíces a crecer y establecerse en el suelo para una flor de pascua más resistente y saludable.

El riego demasiado ligero da como resultado que solo se humedezca la pulgada superior del suelo y el agua no se infiltra en las raíces de la planta donde se necesita, lo que incluso puede provocar estrés por sequía.

Riegue bien y luego deje que el suelo se seque. recrea el ciclo de lluvia seguido de un período de clima más seco en su hábitat natural al que se ha adaptado la poinsettia.

Flores de Pascua en macetas con orificios de drenaje en la base

Las flores de Pascua no toleran tener sus raíces en suelo húmedo, por lo que es importante que su maceta tenga orificios de drenaje en la base para permitir que escape el exceso de agua.

Regar para que el agua salga por el fondo de la maceta es la mejor manera de asegurarte de haber regado la flor de Pascua correctamente.

Si su flor de Pascua está en una maceta sin orificios de drenaje, la base formará un charco de agua alrededor de las raíces y la flor de Pascua morirá debido a la pudrición de la raíz.

  ¿Crecerá el anturio en el agua?

Todavía se puede acumular demasiada agua alrededor de las raíces y mantener la tierra húmeda si…

  • Los platos y las bandejas están debajo de las ollas.. La gente a menudo usa platillos o bandejas para evitar que el agua se derrame en sus hogares después de regar por un tiempo. Es esencial que vacíes la maceta con regularidad, de lo contrario, el agua estancada evitará que la tierra se seque lo suficiente para la flor de pascua y la planta morirá.
  • Raíces y tierra compactada en los agujeros de drenaje.. Si nota que el agua sale lentamente de su poinsettia, verifique que los orificios de drenaje estén despejados para que el agua pueda escapar adecuadamente y evitar la pudrición de la raíz.
  • Macetas decorativas de exterior. Las flores de Pascua a menudo se venden en macetas de plástico con orificios de drenaje, pero se ofrecen en macetas decorativas para exteriores en Navidad. El la olla exterior puede evitar que el agua se escape bien y el suelo permanece saturado, lo que provoca la pudrición de la raíz, así que vacíe la maceta exterior regularmente con agua o use un plato o bandeja y plante la flor de pascua en una maceta con orificios de drenaje.

Puntos claves de aprendizaje:

  • Siempre espere a que se seque la pulgada superior del suelo antes de regar las flores de Pascua para cumplir con los requisitos de riego y evitar la pudrición de la raíz. Dale a las flores de pascua una cantidad generosa de agua para que el agua gotee desde el fondo de la olla.
  • Por lo general, es apropiado regar una vez por semana. Ajuste la frecuencia de riego según sus circunstancias.
  • Las flores de Pascua se deben plantar en macetas con orificios de drenaje en la base para permitir que escape el exceso de agua y evitar la pudrición de la raíz.
  • Los síntomas de una flor de Pascua sumergida y con exceso de agua son las hojas que se vuelven amarillas y se caen. Debajo de las flores de pascua regadas, también deje caer las hojas.
Comparte tu aprecio