La principal diferencia entre el abono y el fertilizante es que el abono enriquece el suelo con nutrientes y crea un ambiente favorable para las plantas, mientras que el fertilizante alimenta a las plantas.

¿En qué se diferencia el compost del fertilizante?

Si es relativamente nuevo en la jardinería, es probable que esté familiarizado con los términos fertilizante y abono y se pregunte cuál es el mejor para su jardín en particular.

Si es así, este artículo debería ayudarlo a comprender todo.

Discutiremos las diferencias entre abono y fertilizante y cómo cada uno puede ser beneficioso para sus necesidades de jardinería.

Al compostar o fertilizar, el objetivo final debe ser cultivar las plantas más sanas posibles.

Sin embargo, ambos tienen diferentes roles en la jardinería.

Sin embargo, afortunadamente, estos objetivos son complementarios y cruciales para su experiencia de jardinería.

¿Qué es el abono?

En los términos más simples, el abono se refiere a una cantidad significativa de materia orgánica muerta que se está pudriendo, todo mezclado para nutrir el suelo.

A menudo denominado «oro negro», el compost ofrece una serie de beneficios para la jardinería.

Para empezar, asegura un crecimiento saludable de microbios, para crear un suelo mucho más saludable para las plantas.

El compost enriquece el suelo de manera que es beneficioso para todas las plantas durante un largo período de tiempo, por lo que ayuda a las plantas de todo tipo durante muchos años.

Además, el abono mejora el drenaje de una manera que airea el suelo y lo ayuda a retener la humedad por más tiempo.

También ayuda a controlar el crecimiento de malezas y ayuda a que el suelo sea más resistente a las enfermedades que normalmente afectan a varias frutas y verduras, especialmente los tomates.

  ¿Qué tipo de suelo es el más fértil?

Si está haciendo su propio abono, la parte más difícil del proceso es la paciencia que requiere.

Se necesita mucho tiempo para que los materiales totalmente naturales se descompongan al nivel que hace que el abono sea excelente.

Si bien hay formas de acelerar el proceso, pueden pasar varios meses hasta que el abono sea efectivo.

Una vez que su abono está listo, fomenta la producción de bacterias y hongos que ayudan a descomponer la materia orgánica para crear un material rico y nutritivo que a las plantas les encanta.

¿Qué es un fertilizante?

Por otro lado, el fertilizante consiste en uno de varios materiales, que pueden ser naturales o sintéticos, con el objetivo de promover el crecimiento de las plantas.

Por lo tanto, la principal diferencia entre el abono y el fertilizante es que, mientras que el abono enriquece el suelo, el fertilizante tiende a enriquecer las plantas.

Uno de los principales beneficios de esparcir fertilizantes en su jardín es su capacidad para agregar nutrientes al suelo que se dirigen específicamente a las plantas.

El fertilizante es beneficioso porque ayuda a reducir la falta de nutrientes que suelen tener las plantas.

Hay varios tipos diferentes de fertilizantes disponibles, y el tipo que elija dependerá de las necesidades de su planta.

Es posible que sea necesario realizar algunas pruebas o conversar con expertos para determinar qué nutrientes necesitan sus plantas.

En algunos casos, las plantas necesitan macronutrientes como potasio, calcio, fósforo o magnesio para crecer más sanas y más rápido.

Es por eso que necesita saber cómo analizar su suelo y aprender lo que necesita.

  ¿Por qué las plantas necesitan tierra para crecer?

Si no sabe lo que necesitan sus plantas, esparcir fertilizante puede sobrecargarlas con algunos nutrientes y desnutrirlas con otros.

También hay un paraguas. preocupaciones ambientales cuando se trata de fertilizantes.

Esto se debe a que los productos químicos en muchos fertilizantes pueden ser dañinos para el suelo y el medio ambiente si se usan en exceso.

Siempre verifique los ingredientes y las advertencias del fertilizante antes de decidirse a comprarlo.

¿Cuál es mejor abono o fertilizante?

Como se señaló anteriormente en este artículo, el abono y los fertilizantes son en gran medida complementarios.

Hay una serie de pros y contras de ambos, por lo que cuál es el mejor dependerá de sus necesidades de jardinería.

Si su suelo ya es muy rico en nutrientes y está en excelentes condiciones para las plantas que ha elegido para su jardín, es posible que no necesite agregar nada a su suelo.

El mejor aspecto del fertilizante es que actúa rápidamente para agregar nutrientes al suelo y hacerlo beneficioso para sus plantas.

Lo peor de los fertilizantes es que muchos de ellos están hechos con productos químicos sintéticos, que pueden ser perjudiciales para usted y el medio ambiente.

Por otro lado, el compostaje es orgánico y se puede hacer en casa dirigiendo parte de sus desechos a la pila de compost, por lo que es mucho más económico.

El fertilizante, por supuesto, se puede obtener mucho más rápido y no lleva meses fabricarlo.

Por lo tanto, una pequeña investigación sobre lo que necesitan sus plantas y suelo será de gran ayuda antes de invertir tiempo o dinero en abono o fertilizante.